Imponen fianza de 200,000 pesos a hombre que protagonizó disputa en el Palacio de Justicia de Santiago

El juez del Tercer Juzgado del Palacio de Justicia de Santiago, Juan Reyes, impuso el pago de 200,000 pesos y presentación periódica contra Wandy Esmarly Torres, el hombre se hizo viral en las redes sociales luego de sostener una disputa varios agentes penitenciarios por el traslado a una cárcel de una de sus hijas.  

Torres fue acusado de ultraje y violencia contra la autoridad pública y alteración del orden público, en perjuicio de agentes penitenciarios asiento en el Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo en la provincia de San Cristóbal y en el Centro de Atención Penitenciaria del Palacio de Justicia de Santiago.

Según señaló el Ministerio Pública en la solicitud de medida de coerción, el jueves 29 de agosto, aproximadamente las 11:30 de la mañana, mientras desempeñaban sus funciones como agentes penitenciarios de la entidad, salieron de una audiencia en la segunda planta de la institución y fueron sorprendidos por el referido, quien es el padre de una interna que estaba siendo trasladada al Centro de Corrección y Rehabilitación Najayo Mujeres.

Cuando los mismos intentaban acceder a un ascensor ubicado en el segundo nivel en el edificio, les vociferó palabras obscenas y  los agredió físicamente y, adicionalmente se interpuso cuando trasladaban a la joven, razón por la cual los mismos fueron asistidos por unos miembros de la Policía Nacional que estaban inspeccionando el área en ese momento.

“Solo pudieron detenerlo ayuda de tres agentes, cuando todavía se encontraba violento y alterado vociferando palabras obscenas en contra de ellos”, indicaron.

De acuerdo a las autoridades, el pasado miércoles el hombre que se encontraba bajo arresto en  “La Carcelita” del Palacio de Justicia y “continúo teniendo un comportamiento agresivo”, debido a lo que las autoridades lanzaron una bomba lacrimógena para intentar calmarlo, llegando una comisión de la Procuraduría General de la República a desplazarse a la ciudad para pedir un informe de la situación.

 “Para pedir justicia no debió alterar el orden público, ni ultrajar a los funcionarios del orden en el ejercicio de sus funciones. No es la forma de pedir justicia para una persona y decirle al país que su hija estaba siendo maltratada”, comentaron respecto a lo anterior.

Por su parte, Wandy Esmarly Torres dijo que todo empezó porque este quería que su hija hablara la prensa dominicana y expresara que quería ser trasladada a una cárcel de Santiago.



Fuente LD

Native Ads
Native Ads
No tags for this post.